La experiencia de un vermú torero con Monserrat y León Benavente

Centro de la Cultura del Rioja, Logroño (La Rioja), Festival Actual, 3 de enero de 2014

Por primera vez en mi vida acudía a un «vermú torero» de Actual, uno de los acontecimientos consolidados en el festival y que, durante años, ha contado con un enorme éxito de público. Prejuicios míos, no estoy muy convencido del formato, aunque entiendo que el maridaje entre música y la degustación de vinos y pinchos puede funcionar. Pero, como digo, son más manías personales que otra cosa. Por otra parte, el espacio del Centro de la Cultura del Rioja, situado en pleno Casco Antiguo de Logroño, ofrecía un lugar interesante para este tipo de actividades, aunque su constitución podía lastrar el sonido. Obviamente, no son lugares diseñados para conciertos, y eso se nota. Así que allí nos plantamos para disfrutar de dos horas de buena música con Monserrat y León Benavente, dos propuestas diferentes. Y sí, el Centro de la Cultura del Rioja ofrecía un muy buen aspecto de público.

1398434_569268439811756_795443985_oLes tocó abrir fuego a Monserrat, banda donde milita a la batería nuestro amigo Pablo Magariños. Con un EP publicado en 2012 y un disco a punto de salir a través de crowfunding, Monserrat es una banda pop con aires intimistas. Sus canciones, muy centradas en la melodía, adivinan un futuro interesante. Lástima que, en su caso, el Centro de la Cultura del Rioja no favoreciese su sonido y que parte del público estaba al vermú y no a la banda, generándose un gran murmullo. Sin embargo, el grupo solventó estas situaciones con calidad y firmeza, con canciones que iban creciendo a medida que iba desarrollándose el set. Veremos a Monserrat en otros escenarios, donde su propuesta puede ser mejor disfrutada, pero no cabe duda que seguiremos a esta banda que promete canciones luminosas.

Tras media hora de vermú llegaba el turno de León Benavente, que presentaba su disco de debut, que ya comentamos en su día. Nos gustan cada vez más pero no estábamos preparados para lo que vimos. Y es que León Benavente nos dejaron en estado de shock, por lo menos al que esto firma. León Benavente tienen grandes canciones pero en directo suenan más potentes y directos, demostrando una calidad como músicos impresionante. Los temas ganaron dureza y la banda se entregó, empezando por su cantante Abraham Boba, que se comió el escenario; siguiendo por la sobriedad del guitarrista Luis Rodríguez; la efusividad del bajista Eduardo Baos; y especialmente el batería César Verdú, que literalmente demolió el Centro de la Cultura del Rioja.

índice Con una pequeña parte del público conocedora de los temas, y entregada, León Benavente fueron presentando casi todas las canciones de su disco, destacando las grandiosas «Ánimo, Valiente», «Estado Provisional», «Las Ruinas», «Revolución» y, especialmente, «El Rey Ricardo». Además, cayeron temas de otros trabajos como la muy celebrada «Todos Contro Todos». Y terminaron el concierto con «Ser Brigada», que culmina también su disco, en una explosión de fuerza que debió hacer vibrar todas las calles de alrededor.

En definitiva, dos conciertos muy interesantes, y muy diferentes, con unos Monserrat pausados e intimistas que precedieron a la tempestad que fueron León Benavente. Dos grupos a seguir que recuperan el pulso de Actual, que también era descubrir nuevas propuestas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Antes de enviar el formulario:
Human test by Not Captcha

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.